viernes, noviembre 23, 2007

La Inflación

Hace mucho que me prometí jamás hablar de economía, aspecto de la vida diaria al que no soy asiduo, sus códigos me parecen chino y realmente siento que, aunque gobierna nuestra vida, no es la razón por la que estamos aquí; así que no le presto mayor importancia más que para tener la plata que necesito para vivir.

El hecho es que no voy a hablar de economía, pero si está relacionado con ella. Hace un par de días se comenzó a discutir en el congreso una nueva ley que aumenta en un 6% el sueldo de todos los empleados fiscales, quienes estaban en huelga por la demora en los reajustes salariales y quienes fueron apoyados por los basureros que no recogieron nada por varios días. El aumento lo considero muy bueno y justificado cuando aún en Chile no se legisla para tener un salario mínimo lo suficientemente digno como para lograr pasar el mes. Entonces... ¿que es lo que me molesta?

Bueno, junto con las medidas de reajuste salarial venía adosada una limitante: que tanto a los ministros, subsecretarios, senadores y diputados no se les reajustaría el sueldo. El congreso rechazó este punto y tuvo que sacarse para obtener la aprobación. Uno podría decir: “si el reajuste es para todos, así debe ser”. El problema radica en lo siguiente: los sueldos de estos personeros pasan de los 3 millones, llegando algunos a los 5 o 6 millones al mes. Considerando un 6% de aumento, significa que quien gana 5 millones recibirá un aumento de $300.000... es decir que para ellos, el aumento significa un sueldo completo de varios empleados que han luchado por años por este reajuste y a quienes con suerte le tocarán proporcionalmente unas 30 lukas. ¿No les parece injusto? Los senadores y diputados trabajan menos que el resto, tienen sueldos gigantescos por una pega bastante fácil, se ahorran mucho con los planes y convenios del estado, etc. Es decir que el fin y al cabo gastan menos en la vida normal que lo que los demás empleados públicos deben desembolsar por estar más abajo en el escalafón salarial del gobierno.

Cuando nuestros periodistas enfrentaron a los senadores por esta medida, algunos dijeron estar en contra del reajuste parlamentario, pero en cambio el senador Larraín argumentó que “La inflación es igual para todos, a todos nos afecta por igual y el costo de la vida nos cambia a todos” (...)

Yo me pregunto: ¿la inflación es la que aumenta sus mejillas y genera la cara de raja de estos tipos? Es que me perdonará el congreso, pero tipos más flojos, faranduleros, ladrones y corruptos no he visto desde la dictadura. Se llenan la boca de promesas, de cambios, de fiscalización, pero no hacen nada que realmente le llegue a la masa, las leyes se acumulan y no salen nunca, sobre todo las sociales y medioambientales. Pero además es el colmo que cuando por fin hay consenso y se generan propuestas como ésta, la única forma en que se aprueben es que ellos también salgan beneficiados. ¡Manga de ladrones, dejen de comerse nuestros impuestos y hagan algo bueno para variar!

Aunque es entendible... “la inflación nos toca a todos, la comida es más cara, la bencina también, la cuota del Villa María y el entrenador de tenis para el chicoco están muy caros, que decir de la gorda que no puede pasar más de un año con el mismo auto y uno, uno que se desvive por este país, debería tener por lo menos 2 casas de veraneo para poder descansar de tanta presión... Es que la política cansa, uno no sabe qué hacer con el tiempo que le sobra en la semana y los millones que no nos merecemos...”
Esto, señor Larraín, es lo que honestamente debió decir al país.

2 comentarios:

Marive dijo...

Por fin alguien dice lo que todos hemos querido gritar!!!!
Un abrazo y gracias por pasearte por mi blog =D

D. Brown dijo...

Hace tiempo que no me metia, se me acumularon varias entradas!!!.

Lo peor es la razón del gobierno para oponerse, aunque el IPC haya subido un 7%, la razón del gobierno para oponerse es que si a toda esa masa de trabajadores se les sube el sueldo en un 7%, habría mas plata dando vuelta, son mas plata hay mas demanda de productos y por ende el precio de estos productos con mas demanda subiría mas, asi que por eso su opocición a la solicitud...
¿Para que sirve tener una inflacion mas baja si los sueldos quedan mas bajos? (PD, yo no me incluyo porque mi jefecito me reajustó el sueldo por el IPC)